jueves, 26 de julio de 2012

¡Tema de discusión!

Dado que hace un mes que no publico nada, algo que de todas formas no afecta ni positiva ni negativamente al blog, porque lo que yo quiero que lean ya está publicado, he decidido hacer una nueva entrada, esta vez de discusión. Sé que muy pocos se sumarán a la entrada, pero no importa, la gracia es intercambiar ideas, aunque ya nos conozcamos ambas partes (eso va para ti Fer jajaja). Esta vez pensaba que quizás quisieran hacer preguntas o compartir ideas acerca de la creación literaria. Quizás a muchos no les llame la atención, pero otros se preguntarán cómo rayos los escritores sacan sus ideas de la cabeza, o tendrán otras preguntas más polémicas, como la supuesta falta (o falta sin suponer en algunos casos) de originalidad en la literatura; y después de todo: ¿Qué es la originalidad?, ¿qué es realmente el plagio? Podemos tomar en este caso también el tema de los fanfics. También se puede discutir otros temas, como hasta dónde pueden forzarse las ideas (pensaba por ejemplo en algunos libros o series donde los zombies, por poner un ejemplo, tienen pensamientos y sentimientos, lo que por mi parte no tiene sentido, pero bueno, a mi no me gustan los zombies, así, de entrada). 
Podemos hablar del mundo del creador, especialmente del literario, que es el que yo conozco, y preguntarnos cómo funcionan algunas cosas, que entre escritores estoy segura que tenemos similitudes y diferencias extraordinarias. Pero también podemos elegir expandirnos, y hablar sobre películas, videojuegos, series, etc. Este es mi planteamiento, ustedes hagan el suyo a continuación e intercambiemos nuestros puntos de vista, sin ser rudos por supuesto, porque no hace falta.

En fin, les dejo el siguiente paso a ustedes, no quiero plantear un tema específico porque prefiero que de ustedes surga la duda y el interés...

¡¡Hasta el siguiente comentario!!

Saludos y que anden bien =)

13 comentarios:

  1. shuuuu!!! no vale hacer una entrada mencionándome =P... mira, en la parte de la creación literaria pienso que crear una historia es relativamente fácil, ahora la puesta en marcha de la misma, comenzar a escribirla, ir pensando en la historia, verificar que no hayan errores, y todas esas cosas, son extraordinariamente difíciles. Menos aún si es una historia muy larga con muchos personajes, ahí simplemente uno puede arrancarse los pelos de la cabeza en el momento que quiera comenzar a escribirla =P yo ideo unas 3 historias al mes maso pero cuando las escribo las abandono a los dos párrafos (con mucha suerte y ánimos de mi parte)... No he leído fanfics, pero estoy de acuerdo de que una persona puede personalizar su historia (por ejemplo, yo siempre me imagino que Boromir queda vivo, o que en el abismo de helm las cosas hubiesen salido mejor, o incluso que los elfos no se vayan y que todos los personajes sean inmortales jajaja), pero de ahí a ponerla en algún lugar de la red o darlas a conocer, me parece que no es muy correcto, menos aún cuando haces una historia con personajes ya existentes y la quieres hacer pasar como original =P jajaja
    y plagio para mi fue lo que le hicieron los romanos a los griegos, tomando sus dioses y cambiándoles el nombre para no tener problemas con los derechos de autor =P
    y la originalidad es muy difícil de definir, supongo que hoy en día debe ser la manera particular de mezclar hechos que lamentablemente ya han sido escritos, pero adoptando otra perspectiva...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, sí vale, si lo mereces, y lo mereces por estar siempre, en todo momento, sin importar qué. No sé si crear la historia es fácil, me parece que lo fácil es tener un incentivo, tener una idea base de algo que quieras de una historia, pero la historia per sé implica personajes y tramas generales, y eso es bastante difícil, aunque sí, lo más difícil son los detalles, la forma en la cual escribimos y todo eso que hace que una buena idea de pronto ya no sea tan buena o no nos interese más o nos haga sentir poco preparados o nada preparados para escribirla. Yo sobre los fanfics tengo una opinión marcada, lo que más me molesta de ellos es cuando son irrespetuosos con la esencia del personaje, o en general cuando algo cambia en ellos, que es casi siempre, pues es casi imposible mantener al personaje tan cual lo hizo su creador. Como parte del escritor o ideador, el personaje no es tan fácilmente recreable como la gente cree, y a veces me parece irrespetuoso que los pongan a hacer cosas que cualquiera que estudie un poco al personaje sabe que nunca haría. Está bien querer o creer que un personaje podría salir de la historia y vivir aventuras con uno, o vivir otra clase de aventuras, o pensar que ellos vivieron una situación particular, pero tanto como decidirse a escribir esa historia y publicarla, no sé, no me parece respetuoso con el creador ni con el personaje. Algunas cosas deberían quedar en nosotros y nunca salir.
      Y con respecto a la originalidad pienso algo parecido, creo que uno debe escribir, sin pretender copiar a nadie, sin usar conscientemente las ideas de nadie, y lo que salga no será plagio, aún si luego de verlo uno nota que hay puntos en común. Pues es imposible tener en cuenta todo lo creado para evitar usar los mismos caminos. Además de que relativamente todos los caminos han sido usados.

      Eliminar
    2. shuuu :$:$:$:$:$ eres tan tierna :$ y tienes razón, es el incentivo lo que es fácil, no supe distinguir entre ambos conceptos y los agrupé jajaja =P y si, los detalles son muy complicados, aunque ahora que lo pienso lo que más me cuesta es escribir las cosas que están en el medio entre dos eventos... y ese me parece un tópico interesante para hablarlo contigo... siempre pienso en un principio y en un final, y me cuesta mucho crear la línea que los une... Es como que pienso que eso es algo que se va improvisando en el momento, lo cual estoy seguro que marca una limitada visión de mi parte =P sé que tu tienes los lineamientos generales de cada capítulo marcado, pero... ¿alguna vez todo lo ocurrido en tus capítulos fue mera improvisación?
      Si, creo que muy pocas personas más allá del escritor pueden escribir sobre un personaje haciéndole sentir a los lectores que es el mismo, y no una versión "personalizada" de éste. Aunque claro, la mayoría de los fanfics hacen que un personaje que es completamente malévolo se ponga a luchar con los buenos porque se levantó de buen humor jajaja... esas cosas para mi están mal, o sea, si a uno se les ocurre no debería mencionarlas (por el respeto al escritor y al personaje original), al menos no en serio... por ejemplo, uno puede bromear o pensar que pasaría si Aragorn se volviera malo y matara a Frodo en la primer película, pero no puede escribir sobre ello, ya que es algo que no pasaría...
      Hablando de la originalidad, creo que ese es el punto, tratar de hacer las cosas sin prentender de imitar a algo ya existente, mal o bien todo ya fue ideado al menos una vez... creo que el único camino que queda para ser 100% original (en la expresión de no hablar sobre nada ya existente) es crear una nueva dimensión donde existan otros eventos totalmente distintos a los nuestros, cada uno con nombres extraños (que no pueden sonar a nada parecido) y que ese universo se guíe por normas extrañas... pero creo que antes de arrancar con tan alocado viaje a uno se le funde el cerebro en el medio =P jajaja

      Eliminar
    3. Sobre eso...bueno, no, no me ha ocurrido así tal cual, pero sí que varias partes sean improvisadas o que cambien abruptamente y tenga que volver a planear los siguientes capítulos. Pero en general tengo la idea de cómo será el capítulo, qué pasará, y algunos detalles, a veces tengo escritas escenas que me inspiraron antes, y el resto lo voy escribiendo sobre la marcha. El problema con eso, claro, es que cuando te bloqueas es un bloqueo muy feo. Pero lo bueno es que permites a la escritura fluír, no es todo tan acartonado, tan aburridamente preciso, y las cosas se vuelven más perfectas, más dinámicas, más divertidas (por lo menos para el escritor, espero que también lo sea para el lector). De todas formas nunca empiezo un capítulo sin tener la más remota idea de qué va...por lo menos ahora, quizás cuando era más pequeña y menos experimentada sí me sucedía. Creo que la primera versión de mi otra novela fue creada bastante sobre la marcha, pero luego aprendí que eso no era lo mejor, y desde entonces creo esquemas hasta de los capítulos, aunque no siempre los escribo. Creo que el primer libro es el más fácil en el sentido de que ya lo tengo ecrito y el más difícil porque no está preparado para la regla del esquema que me sirvió después. En fin, espero que eso te sirva, sino podemos seguir hablando de eso (porque acá no podemos mencionar a la otra novela ni los personajes =P).

      Eliminar
    4. Ahd, muy interesante =) quizás esa es una de las mayores diferencias que tenemos tu y yo a la hora de escribir =P (junto con el talento y el nivel de conocimiento de la legua jajaja =P). Creo que lo mejor entonces es llegar a un punto intermedio, algo que no nos presione pero que nos guíe a nivel general =) (y que no deje que la historia se vaya para cualquier lado... lo que me pasaba al escribir tu ya sabes qué historia =P jajaja). La primera vez que ideaste la historia de Vampyra ¿no se te dificultó el pensar en qué clase de eventos pasarían en el medio? Supongo que es bastante difícil el armar las cosas para que todo cuadre y quede coherente de alguna forma, más aún cuando tratas con seres que están más allá de lo humano =P

      Eliminar
    5. En realidad tenía las cosas mucho más claras en Vampyra, quizás porque es una novela mucho más corta, y porque la trama es menos complicada porque hay muchos menos personajes. Tenía el esqueleto de la historia desde el principio, aunque debí reacondicionarlo cuando surgieron Tom y Luz, pero luego de eso tenía casi todo pronto. Los detalles, como eventos que suceden en torno a eventos más grandes sí los creé en el momento, aunque tenía muchas escenas escritas que luego adapté al momento adecuado. Y sí, es difícil hacer que todo cuadre, supongo que eso va a ensayo y error, y aún sigo aprendiendo, como todos debemos hacerlo =P no es algo sencillo, cuanto más escribas más fácil te resultará, pero siempre hay historias que superan nuestra capacidad y nos obligan a luchar por conseguir lo que deseamos. Son nuestras grandes montañas y no debemos dejar que nos venzan, siempre es posible, pero a veces se necesita superar desafíos más fáciles para poder enfrentar al "enemigo final" (creo que lo entenderás mejor así =P)

      Eliminar
    6. jajaja, me sigue sorprendiendo el saber que Tom y Luz no formaban parte de la idea original, siendo ambos personajes sumamente importantes (además de que son los mejores a mi gusto =P)... =O no sabía, yo pensaba que se te habían dificultado un poco más las cosas con Vampyra, quizás porque en su momento era un personaje que no conocías tanto, y como la historia transcurre en Montevideo (donde elegiste hacer una fiel adaptación a la ciudad en lugar de ir cambiándola a tu conveniencia), no sé, pensé que te podía haber costado más =P... jajaja, es importante seguir aprendiendo e ir superándose a uno mismo con el paso del tiempo =) es algo que tu logras hacer sorprendentemente bien, siempre tienes esa capacidad para ir progresando aún más y más, por eso estoy convencido de que serás una gran escritora =)
      Ahora que hablamos de la adaptación, y ya que tu mencionaste el tema de hacer que todo cuadre... ¿crees que es uno de los desafíos más grandes hacer que todo quede coherente al cambiar algo sustancial en una historia? Y más aplicado al caso... ¿Te costó mucho introducir a los personajes Tom y Luz? =P

      Eliminar
    7. jajaja, bueno, pero no existían, aparecieron luego, no creo que me haya costado tanto incluirlos, porque no había escrito demasiado para cuando aparecieron, simplemente cambié el esqueleto principal de la historia, y como solo tenía escritos los primeros 2 o 3 capítulos no fue tan complicado. Luz apareció como una necesidad de la historia, necesitaba una hermana menor molesta y a la vez más lúcida que los demás. Tom, bueno, no puedo hablar mucho de él, pero simplemente apareció y me pareció que lo necesitaba, que era quizás la mejor idea que había tenido desde que comenzó la historia, además de que me sirvió de excusa. Son esas pequeñas cosas que van ocurriendo sin que uno realmente tenga poder sobre ellas, que mágicamente encajan en el lugar correcto para hacer que todo aquello en lo que tenías dudas deje de ser un problema. Siempre me ha sucedido así realmente, he tenido grandes dudas, grandes huecos en mis historias, que mágicamente se cubrían solos con la aparición de un nuevo personaje o una idea que servía para otra cosa y luego notaba que también podría cubrir otras dudas más grandes. Pero sí, es lo más complicado, hacer que las cosas cuadren como uno quiere, que no haya un cambio tan drástico en las historias que creamos cuando involucramos nuevos elementos, aunque a veces los cambios drásticos son los que mejoran la obra, uno tiene que ser cuidadoso, eso es todo =P

      Eliminar
    8. jajaja... Luz no es molesta, creo que simplemente es la única que se da cuenta de como son las cosas en el momento, es decir, es la única que comprende el entorno que la rodea, y eso capaz hace enojar a Daniel, aunque si, también lo molesta =P pero es muy divertida =) sin duda uno de mis personajes favoritos ;-)
      Respecto al tema de hacer que todo cuadre tengo dos preguntas: ¿alguna vez te pasó que mientras estabas pensando en una historia, al encontrar un agujero intentar taparlo con un personaje ya existente?; y ¿hay algún evento importante dentro de la novela que originalmente lo causaba otro personaje?

      Eliminar
    9. mmmmm...estás complicado con las preguntas últimamente jajaja, me ha pasado que los personajes cambien y se amolden solos sin que lo planeara, eso sí, pero no que lo tape así a propósito forzando a un personaje existente. Y sí, probablemente sí, pero no recuerdo nada puntualmente, en otras historias es más claro y sé de un par, pero tampoco puedo decirlo =P

      Eliminar
    10. jajaja, quiero llegar a un nivel mayor de profundidad =P... Me parece muy bien que no se fuercen a los personajes en las historias, no me gusta cuando un personaje hace algo que no sería propio de él, salvo que sea un caso en el que personaje cambie su mentalidad y realice algo heroico =P pero ahora no recuerdo ningún caso de esos, salvo Darth Vader en el final de la guerra de las galaxias =P Ahd, que interesante =P yo pensaba que tenías un plan bastante armado de cada personaje y de las cosas que va a hacer desde el principio, aunque claro que con esto no me refiero a que cambien levemente, sino cambios drásticos =P pero bue, voy a seguir pensando preguntas complicadas =P jajaja

      Eliminar
  2. La idea de personalizar la historia, en mi caso no está nada buena. En general estoy acostumbrado a que las cosas suenen muy bien en mi cabeza, pero cuando se las cuento a alguien termino pensando "¿Cómo pude haber creído que esto le podría haber atraído a alguien?". Normalmente, cuando voy desarrollando el futuro de la historia en mi cabeza, siempre se trata de que el "bueno" descubre que tiene un poder, que se da cuenta de algo, que encuentra determinado objeto, que tiene cierta ascendencia, o algo por el estilo que le da alguna habilidad que lo hace el ser "más invencible" de todo lo que pueda haber en este universo, en esta dimensión, y en todo el resto que pueda existir. Incluso los dramas los termino así...
    Como si los personajes "buenos" fueran Gokuses.
    Creo que ese animé (Dragon Ball) dejó alguna especie de trauma en mi psique, y por tanto todas las historias (en mi retorcida mente) deben asemejarse a esa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja, bueno, eso pasa, cuando estamos tan atraídos por una historia nos vemos influenciados por ella aunque no queramos. De todas formas la historia o mejor dicho, base de historia, que describiste es la que regularmente se usa con las historias de fantasía épica o fantasía a secas, y no tiene nada de malo, algunos elementos son necesarios para que la historia tenga sentido, el truco está en no dejar que esos ellos sean la clave de la historia, digamos, que no tengan un papel protagónico, que simplemente sean elementos detonantes de la historia o que la impulsen a seguir, sin darle demasiada importancia. Puede ser muy frustrante, porque esa clase de historia es la más difícil de escribir, y dado los miles de clichés que están en juego, es muy muy fácil caer en la liviandad, la falta de imaginación, la repetición continua de escenas, y el vacío de historia. No debemos dejar que eso nos gane, pero es lo más difícil de todo, y no conozco truco para eso salvo tener las ideas claras y anotarlas, mantener fichas de los personajes y las tramas, y ser muy autocrítico, para saber cuando nuestra historia a pesar que que la queramos mucho no está bien escrita o le falta algo importante.

      Eliminar

Por favor dejen un comentario, así me ayudan a mejorar, y a cumplir mi sueño de publicar la novela...muchas gracias =)